Inicio TURISMO/CULTURA El Viejo, tradición distintiva de Veracruz

El Viejo, tradición distintiva de Veracruz

15
0

Por Emmanuel Pérez Peto

Nos encontramos en la recta final del 2020, la última semana del año. La gente en todo el mundo se prepara para recibir el 2021, con la esperanza de que todo mejore. Que la pandemia llegue a su fin, que se puedan retomar las actividades de antes: ir a trabajar, tomar clases presenciales, salir sin la preocupación de contagiarse, volver a ver a la familia y amigos, son sólo algunas de las cosas principales que todos desean.

México se caracteriza por ser un país rico en tradiciones y festividades, un claro ejemplo de ello es el estado de Veracruz, que se distingue por la alegría al despedir al Año Viejo y recibir al Año Nuevo.

Entre los festejos se pueden apreciar a personas disfrazadas con máscaras, harapos, barbas y bigote blanco, así como su sombrero y paliacate mientras bailan y cantan tradicionales versos al ritmo del son jarocho o música de salsa con una lata en mano pidiendo dinero al ritmo de la canción: “Una limosna para este pobre viejo, una limosna para este pobre viejo…”

Se dice que dicha tradición tiene su origen en el Puerto de Veracruz, cuando trabajadores de los muelles realizaban una protesta haciendo ruido con latas, cencerros y tapaderas de metal, debido a que no recibían aguinaldo o algún beneficio por las fechas. Dicho movimiento se repitió el siguiente año y sus autores consiguieron que los patrones les obsequiaran botellas de licor y alimentos con la finalidad de evitar el escándalo, y es así como cada año a lo largo de la entidad se realiza esta tradición.

Y claro, no podía faltar la elaboración de “El Viejo”, un muñeco relleno de papel, trapos viejos, cohetes, entre otras cosas colocado a las afueras de los hogares para representar al año que termina; por lo regular se acostumbra a poner el rostro de alguna personalidad o incluso familiares, por lo que cada uno es único. Se le suele prender fuego a la media noche, haciendo que estalle de manera estruendosa.

Estas son sólo algunas formas de iniciar un año con buenas vibras, tratando de dejar todo lo malo atrás para enfocarse en las nuevas oportunidades que trae la vida.

Cabe mencionar que, si se encienden fuegos artificiales de cualquier tipo, se haga con extrema precaución y se evite que los más pequeños hagan uso de ellos, ya que no son juguetes y de no ser cuidadosos se puede llegar a tener un accidente, así como ser considerado con las mascotas y limpiar el área después del festejo.

¡Que tengan un muy feliz y próspero Año Nuevo 2021, que esté lleno de salud, amor y bendiciones!

Artículo anteriorNuevos propósitos
Artículo siguienteArranca la cuesta de enero
Es un sitio digital abierto a todas las ideas, emociones, libertades, política, literatura, arte y cultura. 

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí