Inicio POLÍTICA La mujer en la función pública

La mujer en la función pública

233
Marisol Delgadillo Morales

La política en rosa

Elsbeth Lenz 

El domingo 4 de septiembre en la rueda de prensa, luego de la sesión solemne del Consejo General; la consejera presidenta del Organismo Público Local Electoral, Marisol Delgadillo Morales, habló de su preparación de 20 años, para llegar a ocupar la silla en la que hoy despacha todos los días.

Delgadillo Morales señaló: la vida es corta y siempre caminamos pensando con que me van a recordar,yo quiero trascender, a través de lo que yo pueda aportar a la democracia, ese es mi compromiso, eso es lo que me mueve; señaló que no sabe si hará la diferencia, pero hará su mejor esfuerzo. 

Reiteró su compromiso para reforzar la cultura electoral, la promoción de prácticas de igualdad e inclusión laboral, para generar espacios libres de violencia; en cuanto al presupuesto para el próximo año, Delgadillo Morales dijo que a finales de este mes, quedará listo el proyecto que será enviado a la Secretaría de Finanzas y Planeación, además aseguró que durante su gestión, los recursos serán manejados con total transparencia.

La mujer de 46 años, cuenta con una licenciatura en derecho, una maestría en administración global, otra en derecho electoral y otra más en acción política y administración pública, se doctoró en administración pública, el proceso de selección por el que pasó para llegar donde está no es precisamente el más sencillo, sin embargo su experiencia laboral la hizo posible.

Delgadillo Morales apenas mostrará de qué está hecha, nadie puede saber cómo será su gestión, en la rueda de prensa del domingo fue clara y al menos pareció saber de qué estaba hablando, a diferencia de la joven secretaria de la Secretaría Ejecutiva del Sistema Estatal Anticorrupción, Adriana Paola Linares Capitanachi, quien admitió que el organismo que dirige, hasta ahora no ha promovido denuncias por probables responsabilidades administrativas, en contra de servidores públicos locales. 

La señora Linares Capitanachi, luego de su periodo en la LXV Legislatura en el Congreso Local, en donde incluso fue presidenta de la Mesa Directiva, no ha brillado por su oficio político y mucho menos por su gestión en la función pública al frente del SEA, pero sus declaraciones ayer, luego de la Guardia de Honor que encabezó en el parque Los Berros, fueron de pena ajena.

La funcionaria cuatroteísta, dio muestras de no tener ni idea, de cuales son las funciones del organismo que encabeza, además su manejo del lenguaje fue desastroso e incluso disparatado, señaló que el SEA está integrado y trabaja de la mano para dar apoyo e insumos a la Fiscalía Anticorrupción, Contraloría, TEJAV, Poder Judicial y el IVAI, pero no dijo en qué consisten esos apoyos y mucho menos cuales son los insumos. 

La ex diputada pozarricense con sus declaraciones, dio a entender que el organismo que dirige, no es más que un elefante blanco, que duplica funciones con otros organismos y que únicamente sirve como agencia de colocaciones.

Lo más relevante de la entrevista que concedió Linares Capitanachi, fue que logró repetir varias veces la palabra transversalización, vocablo aún no reconocido por el Diccionario de la Real Academia Española de la Lengua, que está muy de moda para referirse a lo que atraviesa en forma transversal, varios campos sin pertenecer a ninguno de ellos.

Estoy segura que la señora Capitanachi, no tiene ni idea de lo que significa su palabrita dominguera ¡Caray! Ni para el trabajo que le costó al diputado Gómez Cazarín, obtener la dispensa de ley, para que la señora pudiera llegar al puesto.

La equidad de Género que tanto pregona el gobierno de Cuitláhuac García Jiménez, debería promover nombramientos de mujeres preparadas, con un perfil académico y con una experiencia comprobada, no de dar nombramientos a mansalva, a féminas cuyo requisito suficiente sea poseer un útero, porque mujeres preparadas y con perfiles excelentes en Veracruz, hay y muchas. 

Cosas de la vida y menudencias
El presidente de la Junta de Coordinación Política del Congreso Local, el diputado Juan Javier Gómez Cazarín, desmintió ayer, la campaña negra en su contra, tras haber advertido que no tolerará actos de corrupción en las cuentas públicas de los gobiernos municipales.

Y no solo eso, advirtió a sus detractores: “Nunca me he prestado a acciones indebidas, entiendo que por la presión que estoy ejerciendo para que se entreguen cuentas claras saldrán declaraciones contra mí, las voy a recibir todas, pero no a recibir un solo peso para andar haciendo acciones en contra de los recursos de los veracruzanos”.

El de Hueyapan dijo que procederá conforme a derecho, en contra de quien pretenda ocultar o evadir responsabilidades respecto daños a las cuentas públicas de gobiernos que concluyeron su administración.
¡Están advertidos!
Así las cosas mis hermosos, nos leemos mañana. 

Comente politicaenrosa@outlook.com  entérate www.lapoliticaenrosa.com y sígueme en mis redes sociales @elsbeth_lenz

Artículo anteriorAún en el siglo XXI hablar de sexualidad en las familias es un tabú
Artículo siguienteInicia la X Edición de la Competencia Universitaria sobre Derechos Humanos Sergio García Ramírez
Es un sitio digital abierto a todas las ideas, emociones, libertades, política, literatura, arte y cultura. 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí