Inicio SALUD Consejos para cuidar tu bienestar emocional ante las altas temperaturas

Consejos para cuidar tu bienestar emocional ante las altas temperaturas

97

Cuando las temperaturas suben, el calor puede pasar factura más que sólo físicamente. Nuestro bienestar también puede verse afectado.

“Un estudio de más de 2 millones de personas encontró una mayor tasa de visitas o incidencia de personas que acuden al departamento de emergencias con problemas psiquiátricos y de salud mental durante períodos de mucho calor”, dijo el doctor Robert Bright, psiquiatra de Mayo Clinic. “Mostró un mayor nivel de visitas por abuso de sustancias, ansiedad, trastornos del estado de ánimo e incluso las personas con esquizofrenia tuvieron una mayor incidencia de angustia o problemas con su enfermedad, lo que los llevó al departamento de emergencias”, agregó.

Un efecto secundario común del calor extremo es la irritabilidad, que puede surgir de malestar físico y patrones de sueño alterados. La fatiga por sudar, trabajar en el calor y la falta de sueño de calidad pueden hacer que las personas se sientan estresadas y nerviosas.
El doctor Bright dijo que otras personas pueden estar irritables debido al calor. Eso puede provocar que los ánimos se enfurezcan o incluso que se enojen al volante.

“Es realmente importante que las personas tengan compasión para sí mismas y para los demás. Todo el mundo está luchando. Realmente es algo que nos afecta a todos, así que da un paso atrás y trata de pensar en estas cosas en un alto nivel cognitivo. Esto es qué está pasando. Reconozca eso y no reaccione impulsivamente desde esa parte emocional de su cerebro”, dijo el doctor Bright.

¡AGUAS CON LOS FÁRMACOS!
Ciertos fármacos pueden aumentar el riesgo de problemas relacionados con el calor desde una perspectiva médica y psiquiátrica. Los diuréticos, por ejemplo, pueden provocar un aumento de la producción de orina, lo que provoca deshidratación, cambios en el estado mental y confusión.

“Los medicamentos utilizados para la salud mental en enfermedades como la esquizofrenia o el trastorno bipolar, pueden cambiar la regulación del calor y la capacidad de sentir que uno tiene demasiado calor, su capacidad de sudar. He visto a personas caminar con gruesos abrigos de visón cuando hace 37,7° a 40°C (100° y 105°F) grados afuera sin reconocerlo debido a su falta de regulación térmica o de capacidad para regular su temperatura corporal”, expresó el doctor el Bright.

La deshidratación también puede afectar los niveles de algunos medicamentos, como el litio, que puede concentrarse más en el cuerpo y potencialmente provocar toxicidad.

“Algunos medicamentos como el litio, por ejemplo, si te deshidratas, tu nivel de litio puede aumentar significativamente. El litio tiene un rango terapéutico muy estrecho. Y puedes volverte bastante tóxico, lo que puede ser bastante grave con arritmias cardíacas, coma, convulsiones, e incluso la muerte, si se agravaba lo suficiente”, manifestó el doctor Bright.

Beber mucha agua y mantenerse fresco puede ayudar a mitigar estos riesgos.
“Si se siente realmente abrumado y parece que realmente no puede afrontarlo, entonces es hora de buscar ayuda”, recomendó el doctor Bright. “Ya sea ir a la guardia y pedir ayuda o contactar a un médico”.

Encontrar formas de mantenerse fresco puede ser un buen punto de partida para ayudar a reducir los períodos de calor intenso. El doctor Bright dijo que sabe que sólo algunas personas tienen aire acondicionado y recomienda probar espacios públicos que puedan ofrecer alivio si no tiene acceso en casa. “Si no tienes un lugar donde tenga aire acondicionado, y si puedes, ve a un lugar fresco con aire acondicionado, ve al centro comercial, ve a cualquier lugar donde puedas pasar el día, ve a la biblioteca para hacer esas cosas y aliviar parte del estrés por el calor”, manifestó el doctor Whiteside.

Artículo anteriorNavegando en la era digital
Artículo siguienteEl voto migrante en la elección presidencial

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí