Inicio POLÍTICA Xóchitl cerró precampaña sin el cobijo del PRI y el PRD

Xóchitl cerró precampaña sin el cobijo del PRI y el PRD

80

Ricardo Del Muro / Austral
En el cierre de la precampaña de Xóchitl Gálvez, el pasado viernes en Acámbaro, Guanajuato, uno los bastiones más fuertes del panismo, la nota no fue quienes asistieron, sino quienes faltaron.

En el diario El País, la periodista Elia Castillo, objetivamente, señaló: Xóchitl Gálvez ha cerrado el periodo de precampañas sin voz, sin el cobijo de los dirigentes del PRI, Alejandro Moreno, y del PRD, Jesús Zambrano, y sin mediciones de la preferencia electoral.

“El abandono de los partidos no ha causado demasiada sorpresa – señaló la reportera -, ha sido una constante en los últimos 60 días de esta fase del proceso electoral. El líder del PAN, Marko Cortés, ha sido su único respaldo en uno de los feudos del partido conservador. Acámbaro, Guanajuato, una de las entidades más golpeadas por la inseguridad y la violencia en el país, pero también la única que perdió el presidente Andrés Manuel López Obrador en 2018 ha sido
elegida por la abanderada de la Coalición Fuerza y Corazón por México para dar su último mensaje” de precampaña.

El cierre de precampaña más importante y simbólico de la frentista se realizó el domingo pasado (18 de enero) en la Ciudad de México, con la asistencia de más de 20 mil personas, de acuerdo a cifras de la candidata. Ahí sí gozó del
apoyo de las tres dirigencias, pero en Acámbaro no corrió con la misma suerte.

Por lo demás, Xóchitl enfocó su discurso en denunciar la crisis de seguridad y violencia que vive el país, contabilizar las muertes en el sexenio de López Obrador y se lanzó contra su contrincante Claudia Sheinbaum. “¡Carajo! Con un millón de muertos, ¿cómo pueden ofrecer continuidad?”, fue la frase que expresó Xóchitl en el mitin de la Ciudad de México.

Cabe recordar que el panista Marko Cortés, hace algunos días, generó una controversia al dar a conocer la falta de cumplimiento de los compromisos de espacios de poder acordados con el gobernador de Coahuila, Manolo Jiménez
Salinas, para el PAN como condición del apoyo recibido.

Ha sido una de las pocas veces que este tipo de acuerdos y desacuerdos entre las cúpulas partidistas se ventilan en público. Incluye todo tipo de designaciones y postulaciones a candidaturas, desde legisladores locales, secretarías en el gabinete, en el instituto de transparencia, notarías y hasta el cargo de un magistrado.

En otras palabras, el “reparto del pastel”, porque también incluye alcaldías, regidurías y direcciones en ayuntamientos.
Se desconoce si la ausencia de Alito Moreno y Chucho Zambrano en Acámbaro, se debe al malestar que esta situación causó entre priístas y perredistas, pero independientemente del desenlace de este conflicto, ha generado una profunda desconfianza entre los simpatizantes y posibles electores a favor del Frente, ya que podría ser la tónica del reparto de cargos en caso de que Xóchitl ganara la Presidencia.

De hecho, este fue el primer conflicto de intereses que se observó cuando Xóchitl, gracias a la popularidad obtenida cuando le cerraron la puerta de Palacio Nacional, desplazó a los precandidatos de los partidos del Frente Opositor, por es la mejor candidata que PAN, PRI y PRD tienen para pelear por la Presidencia de la República y ampliar su presencia en el Congreso, pero las cosas se complican cuando estos partidos tienen pocas cosas en común. En otras palabras, bien se sabe que el agua y el aceite no se mezclan, pero Xóchitl puede nadar como el aceite sobre el agua.

Artículo anteriorTodo un sexenio negándose al pago de rentas, domingo Bahena Corbalá
Artículo siguienteLerdo de Tejada
Es un sitio digital abierto a todas las ideas, emociones, libertades, política, literatura, arte y cultura. 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí