Inicio CULTURA La pesca: actividad fundamental de Coatzacoalcos

La pesca: actividad fundamental de Coatzacoalcos

606

Por Emmanuel Pérez Peto

La figura del pescador ha sido muy importante a lo largo de los años, estando presentes desde las antiguas civilizaciones hasta nuestros días, pues su labor ha representado una actividad fundamental en el comercio y supervivencia.

Viniendo de una familia de grandes pescadores, como lo fueron mi padre y abuelo, puedo decir con certeza que dicha actividad es muy noble, requiere un gran esfuerzo, mucha paciencia y destreza.

El puerto de Coatzacoalcos, Ver. siempre se ha caracterizado por esta ardua labor, llegando a considerarse incluso como una actividad deportiva y recreativa, teniendo así lugar año con año el tradicional Torneo de Pesca del Sábalo, donde también participan otros estados, lo cual representa un atractivo turístico y derrama económica para la ciudad.

Por muchos años, el mar ha sido el sustento de muchas familias, llevando el alimento a las mesas y sirviendo como una actividad económica. Sin embargo, en la actualidad la pesca está pasando por una dura etapa. 

Ocasiones en las que se veía a los pescadores atrapar un gran cardumen ahora son menos recurrentes. Gran parte de esto se debe a la contaminación presente en el río Coatzacoalcos, causado por las industrias y las descargas de aguas residuales que terminan dando en el mar. Al mismo tiempo, el no respetar las temporadas de veda provoca que los peces no se reproduzcan adecuadamente y la cantidad de especímenes se ve notablemente reducida

Aunado a esto, las condiciones climatológicas y la pandemia como consecuencia del Covid-19 también son otras de las causas.

Así mismo, hay pescadores responsables y comprometidos con el medio ambiente que se preocupan por la conservación de las especies. En una ocasión quedaron atrapados entre las redes especímenes como mantarrayas y un pez conocido como “diablito”, a lo cual prefirieron regresarlas al mar para que se sigan reproduciendo, además de que no se ven a diario y resultan atractivas para los turistas.

Con esto, la pesca ha ayudado a muchas familias a seguir adelante, además de ser un ícono de este puerto. Ojalá que una vez que pase la pandemia y concluyan las obras de remodelación al final del malecón, se puedan encontrar a estas personas en el famoso Paseo de las Escolleras y a lo largo de la playa.

Artículo anteriorRécord de contagios
Artículo siguienteDebe suspenderse propaganda gubernamental en el proceso
Es un sitio digital abierto a todas las ideas, emociones, libertades, política, literatura, arte y cultura. 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí