Inicio TURISMO/CULTURA Pasa la vida

Pasa la vida

261

De Gilberto Peralta Baltazar

Pasa el amor,
pasa la vida,
pasas tu
como el viento transparente
que suave, te acaricia
y que violento, te empuja.
Pasa todo,
pero lo que no pasa
es el instante
sellado en el recuerdo
amorosamente fijo
en el fondo de mi alma
porque fuiste tú, padre,
quien dejó la huella imborrable
de tus genes
que en mí
te hacen inmortal.
Pasa la soledad
que durante tanto tiempo
fue tu sola compañía
y que yo, ausente de ti
me llevé junto conmigo
y tú, sin haberlo dicho
pensaste siempre
que yo era tu orgullo
y yo, siempre callado
jamás te expresé
lo mucho que te amaba.
Cuando niño,
mi rostro infantil cosquilleaba
con tu rasposa barba
y en mi costado,
la cosquilla sutil
me arrancaba
la dulce carcajada.
Allá se quedaron
la escuadra y las tijeras,
la greda y la cinta de medir
la máquina de costurar
y la aguja de zurcir.
Hoy queda en el recuerdo
la imagen
que retrata tu ausencia
que fija tu presencia
en mi sangre
que es tu sangre.
Para Don Gildardo Peralta Medel.
Con amor:
Gilberto Peralta Baltazar.
URANIA FULGENS

Desde el oriente,
Volando vienen
Hacia el poniente,
Volando van
Su vuelo nunca jamás detienen
Pasan por miles
Sin descansar.

En ningún punto
No se entretienen
Y nunca paran en un lugar
Siguen volando,
Volando vienen
Sin descansar.

Sus capas negras
Llevan por alas
En cada lado sus verdes rayas
En noches frías de plenilunio
Brillan extrañas
En su volar.
Urania Fulgens
Sé que se llaman
Volando vienen
Volando van.

Cual mariposas
Son mis amores
Sin rumbo fijo
Volando van
No se detienen
Aunque haya flores
Que las invitan
A reposar.
GPB Julio/2020

Artículo anteriorMuere Cristina Pacheco a los 82 años de edad
Artículo siguienteDesaparecen las contralorías; entre la ineptitud y el cinismo 
Es un sitio digital abierto a todas las ideas, emociones, libertades, política, literatura, arte y cultura. 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí