Sorpresas te da la vida, por fin se llevó al cabo la esperada consulta o encuesta para elegir al nuevo Dirigente de MORENA, el movimiento con características de partido político que está en el poder y que,  a pesar de dos años de haberse instalada con mayoría en la Cámara de Diputados, tener senadores, gobernadores, militantes y seguidores no ha podido constituirse como partido y generar su propio proceso de elección de su dirigente nacional.

Más de 50 candidatos respondieron a la convocatoria y llegaron con aspiración  a inscribirse para liderar al partido o movimiento, que logró la mayor votación registrada en este país para elegir a, Andrés Manuel López Obrador, con más de 30 millones de votos.

Sin embargo, ya como partido político, estatuariamente, los militantes de MORENA no se han podido poner de acuerdo para renovarla dirigencia nacional, que dicho sea de paso, lleva más de un año en litigios, impugnaciones, juegos perversos, arreglos que no han fructificado  entre otras tantas mañas  que sus molinetes, venidos de otros partidos, también, han querido imponer para tener un dirigente a modo para la permanencia de sus intereses.

Y ya cuando se tenía, más o menos, un arreglo político, para ahora sí, llevar un proceso democrático al interior del partido, surge la Pandemia y se aprovecha el “In Pass” para determinar que no hay paridad de género en el proceso de elección de dirigentes, por lo tanto, y ante lagunas otras observaciones del INE se reforma la convocatoria para elegir equitativamente los puestos con participantes mujeres para cumplir con las normas y va de nuez.

Finalmente, el proceso se llevó a cabo y se logró reducir el número de candidatos a cinco, y luego, a dos solamente el diputado Mario Delgado y el Diputado Porfirio Muñoz Ledo, ambos los candidatos más conocidos que asegurarían que la militancia y los simpatizantes concordaran en participar en la encuesta de selección

Mario Delgado, aprovechó su juventud en comparación a la edad de Don Porfirio, he hizo su campaña nacional visitando las regiones donde MORENA tiene diputados y gobernadores, visitando a la militancia y ofreciendo el mejor ejercicio político para el partido y sus militantes.

Porfirio Muñoz Ledo, obviamente, por la experiencia que ha ganado durante su vida en la política, conocido por buenos y malos políticos, donde su nombre se escucha recibe reconocimiento de gran conocedor de las leyes y estupendo político con un discurso congruente, sustentado en su larga trayectoria política no necesito recorrer el país, su nombre desde el día que dijo que iba a competir para ser Dirigente Nacional de MORENA, cimbró la estructura del partidos, las condiciones y preferencias cambiaron.

Los resultados de la encuesta nacional abierta realizada por las encuestadoras Covarrubias y Asociados, Parametría y BGC Ulises Beltrán y Asociados para la dirigencia de Morena, arrojó un empate técnico entre los dos candidatos punteros, por lo que será necesario llevar a cabo una tercera encuesta cuyo cronograma deberá aprobar la Comisión de Prerrogativas y Partidos Políticos del Instituto Nacional Electoral (INE). 

¿Empate Técnico? Eso dijeron los expertos integrado por la Mtra. Patricia Romero y el Dr. Carlos Rodríguez, investigadores del Instituto de Investigaciones en Matemáticas Aplicadas y en Sistemas (IIMAS) de la UNAM, que presentaron el informe de resultados integrado por las tres encuestas espejo levantadas del 2 al 8 de este mes, en acatamiento a la sentencia del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (SUP-JDC-1903/2020). En total se llevaron a cabo 4,783 entrevistas efectivas realizadas entre quienes dijeron ser simpatizantes o militantes de Morena. Dado el tamaño de muestra y con un nivel de confianza del 95%, el margen de error máximo estimado fue del 1.94%.

Según la tabla de resultados, reportada por el INE, y en un ejercicio simplísimo de suma y resta  del margen de error para verificar el límite inferior y el límite superior, en el Caso de Porfirio Muñoz Ledo, es el siguiente: La resta del 1.86 de 25.34 = 23.84, nos da correcto el límite inferior. PERO, para el límite superior la suma de 1.86 a 25.34 da 27.20 no 27.19, le quitan .01, según la tabla que avala el INE. Y

En el caso de Mario Delgado, los resultados en el mismo ejercicio de suma y resta del 1.73 del margen de error (+/-). Es la siguiente: la resta del 1.73 a 25.29 nos da 23.56 para el límite inferior, y para el límite superior nos da 1.73 + 25.29 = a 27.2 PERO el INE le pone el 27.3, en lugar de los 27. 2. Le quitan .01 a Porfirio y se la suman en su límite superior a Mario Delgado.

Nadie vio, ni nadie supo, si se hubiera respetado el resultado oficial del INE como lo presento, Porfirio Muñoz Ledo Ganó por más de un voto.

Por Consiguiente:

Y aunque Muñoz Ledo, llegará a perder en una tercera encuesta o consulta ante Mario Delgado, como el mismo dijo: “Ya ganamos, ya ganamos, eso es un gran placer, estamos arriba todavía, ahí hay trampas porque cambiaron la proporción en que ganamos, pero verdaderamente es una victoria de la moral, electoral de los derechos ciudadanos y de la democracia, ganamos contra el dinero”.

En Fin: Ya se verá. Ya se verá…

fl.carranco@gmail.com

Comparte!

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja una respuesta